Etiquetas

, , , ,

COMPRAR: Amazon

Cuando era pequeña me encantaba levantar la vista el cielo de noche y contemplar la Luna y las estrellas, identificando las constelaciones que había aprendido y poniendo nombre a esos destellos de luz que iluminaban nuestras noches. Creo que los humanos tenemos esa curiosidad innata sobre la inmensidad del Universo y la razón de nuestra existencia y sólo nos hace falta mirar al cielo para darnos cuenta de lo afortunados que somos por vivir en un planeta como la Tierra.

No obstante, nos surgen muchas dudas respecto a nuestro planeta y a los satélites que nos rodean. La Luna ha acompañado nuestros pasos desde siempre pero ¿Qué sabemos exactamente de ella? ¿Todo son rumores o realmente hay algo que nos ocultan? ¿Qué sucedería si algún día dejara de existir?

La novela se sitúa en un futuro cercano, entre 2028 y 2055, y nos relata, a través de numerosos personajes, los cambios que se producen en la Tierra durante este tiempo y de los cuales muy pocos conocen su causa real. Conforme pasan los años, lo que al principio eran datos asociados al cambio climático como el deshielo o el cambio de hábitat de distintos animales se acaban convirtiendo en hechos alarmantes que afectan gravemente la conducta de los humanos y aumentan significativamente los fenómenos naturales, que cada vez se vuelven más violentos.

Estoy aquí para sembrar la duda en sus corazones, y poco a poco hacerla germinar. La duda despierta la imaginación y la inteligencia dormidas. ¡Despierte!, dude conmigo y obtenga su propia verdad.

Como ya he dicho, conocemos la trama a través de numerosos personajes con vidas y caracteres muy diferentes cuyas decisiones son esenciales para el desarrollo de la historia, aunque no sean del todo conscientes de ello. A continuación os hablaré de los que yo considero los protagonistas:

Phil Rewer es el primer personaje que conocemos, él es un hombre consumido por una obsesión que no se revela hasta que la trama está bastante avanzada aunque en un primer momento sabemos que odia mirarse en los espejos y que tiene lagunas mentales en las que no recuerda lo que hace. Debido a esto, empieza a acudir regularmente al Hospital Estatal de Austin (EEUU) y conoce a Allenda Witzel, médico jefe de urgencias, que en un primer momento se ocupa de su caso. Ella es otra pieza clave de la trama, aunque por razones muy diferentes a Phil.

Otro personaje importante es Ken Dean, astrofísico de la Universidad de Texas que en un principio trabaja en un Observatorio dando charlas y que años más tarde empieza a trabajar en el Programa de Medición Lunar, encargado de estudiar nuestro satélite. Es en ese programa cuando empieza a descubrir algo anómalo en el comportamiento de la Luna, un dato sorprendente que sus jefes ya parecen conocer.

Además, hay que añadir que a lo largo de los años, a todos estos personajes se les va apareciendo un hombre mayor con un singular sombrero del cual sólo os revelaré que se llama Leslie y que yo le considero el engranaje que une todas las pequeñas tramas de la novela y les da un sentido único y especial.

Los últimos personajes de los que os hablaré los considero menos relevantes para la trama que los anteriores, aun así tienen un papel que los hace importantes a su manera. A lo largo de la trama conocemos a Kevin, el creador de un vídeo blog llamado “Dudo-existo” el cual aporta los mejores momentos de reflexión para el lector, a Markus Whiteman, un poderoso hombre de negocios que encabeza el programa de Medición Lunar y que deberá sacrificarlo todo para que el programa siga su curso, a Iben, un geofísico que estudia la caída de un meteorito, y a Erik, su fiel compañero de expedición que le salvará la vida en más de una ocasión.

Y, aunque parezca imposible, todos y cada uno de estos personajes están conectados por un bien mayor, en este caso intentar salvar al máximo de personas posibles de un hecho catastrófico relacionado con la Luna, el cual se ha estado ocultando a los gobiernos a causa de los recortes en investigación científica y a la poca credibilidad que les concedían.

La trama es compleja en un principio hasta que empezamos a conocer a los personajes y su papel en la historia y puede llegar a parecer lenta en los primeros capítulos por la cantidad de datos e información que incluye aunque a mí personalmente me ha encantado leer con calma esas partes para aprender cosas nuevas sobre la Luna y los Programas de Exploración Espacial. Aun así el ritmo va aumentando progresivamente y se va convirtiendo en una carrera a contrarreloj por la supervivencia con un final incierto y repleto de preguntas que se resolverán en la próxima entrega de la bilogía.

Algo que me ha llamado la atención es que el autor mezcla hechos históricos reales con una buena dosis de ciencia ficción que provoca en el lector una creciente curiosidad sobre hasta qué punto el autor se ha basado en hechos verídicos para crear la novela. Además, todos los personajes están muy bien desarrollados, cada uno tiene una profundidad única que justifica en todo momento sus acciones, podemos decir que todos actúan según sus principios y en ningún momento parecen desubicados ya que cada uno está en el lugar y momento precisos para que el programa secreto siga su curso y la trama se vuelva cada vez más ágil hasta desencadenar en un final frenético que a mí me dejó gratamente sorprendida ya que no me esperaba para nada el giro argumental que nos propone el autor en las últimas páginas del libro.

En conclusión, “Luna: Apogeo” es una buena novela de ciencia ficción que provoca al lector una creciente curiosidad y que, además de entretener, incita a reflexionar sobre la verdadera importancia de nuestro actual ritmo de vida en una sociedad marchita y corrupta en la que los protagonistas luchan por sobrevivir en contra de todo pronóstico, aunque para ello tengan que renunciar a todo lo que les importa, incluida su libertad.

 

 

 

 

Rubén Azorín nació en Alicante a mediados de los setenta, en las postrimerías de la carrera espacial. Obtuvo la Licenciatura en Ciencias Económicas y la Diplomatura en Ingeniería Técnica Informática por la Universidad de Alicante al tiempo que la estación espacial MIR acababa sus días, a finales del siglo XX. Actualmente, se encuentra finalizando la Licenciatura en Administración y Dirección de Empresas, espera completarla antes de que China conquiste la Luna.

Trabaja desde 2002 en NEXUS A&C, compañía líder en e-commerce y marketing online, de la que es socio fundador, y empresa madre de NEXUS Game Studios, dedicada a la producción y desarrollo de videojuegos.

Apasionado del cine y la lectura desde niño, dedica a estos intereses sus horas de sol y vigilia, sintiéndose en su ático como en la biblioteca de la abadía. La ciencia ficción ha sido la piedra de toque que le ha lanzado a la aventura literaria con APOGEO, su primera obra y la que parece ser el comienzo de una atractiva carrera. Con una ciencia ficción creíble, cercana y que, sin duda, será del gusto de muchos lectores.

Anuncios